Desde las Gadeiras

Blog personal de Juan Antonio Delgado Ramos

Juan Antonio Delgado, el tricornio de Podemos: ‘Voy al Congreso a tapar los boquetes que dejó Tejero’

ELMUNDO.ES

Tras 23 años en la Guardia Civil y 18 en la AUGC, Juan Antonio Delgado será el número dos de Podemos por Cádiz

‘Yo vengo de la institución más valorada de este país a la peor valorada, que son los partidos políticos’

Juan Antonio Delgado es el primer guardia civil que se presenta al Congreso desde Tejero. “Aquel se presentó con pistola y yo voy a entrar por los votos, con el palaustre para tapar los boquetes que dejó”, bromea Delgado, hijo de albañil, candidato con gabardina pero sin tricornio. Lleva un maletín de político improvisado que deja en el suelo mientras posa para la entrevista. “Tranquilos, que nadie le roba a un guardia civil”. Cruza los brazos como un portero de discoteca y sonríe para la foto. Clic.

Será el número dos de la candidatura de Podemos por Cádiz en las próximas elecciones generales tras 23 años en la Benemérita, los últimos 18 dando la cara en la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC). Hasta el pasado 18 de noviembre no podía hablar como político porque seguía en el Cuerpo. Quieto todo el mundo. Entonces su biografía en Twitter decía: “Cuando ingresé en la Guardia Civil no sabía lo que había dentro, ahora sí y lucho por democratizarla y modernizarla”. Ahora su perfil ya dice que “sí se puede”. Un compañero le bautizó como el Obama del cuartel.

¿Qué encontró dentro de la Guardia Civil?
La Guardia Civil tiene dos caras, la que conoce toda la sociedad, de la que todos hablan, de sacrificio, espíritu, lealtad y honor, y la que no conoce la sociedad, esa en la que las condiciones sociolaborales no se respetan. Cada 29 días se suicida un Guardia Civil, eso deja más víctimas que el terrorismo. Los sueldos son los más bajos y existe un código militar injusto. Eso no se da a conocer. Somos uno de los Cuerpos más queridos y eso al final es una losa, porque todo el mundo cree que funciona bien. Ha habido un intento por parte de todos los gobiernos por acallar el lado más negativo de la Guardia Civil.

El pasado verano, la Dirección General de la Guardia Civil le abrió “una información reservada” tras conocerse que Delgado iría en las listas de Podemos. El Instituto Armado quería averiguar si el entonces portavoz de la AUGC había participado en la elaboración del programa de Pablo Iglesias. “Fue un halago. Vaya estima me tienen, pensé. Creer que yo hice ese programa… Yo no participé en nada y por eso no se abrió ningún expediente finalmente”.

El deber de neutralidad e imparcialidad está recogido en la Ley de Derechos y Deberes de los miembros de la Guardia Civil, en cuyo artículo 18 se les impone la prohibición de afiliarse a partidos políticos. Juan Antonio Delgado se encuentra ahora en estado de servicios especiales, una suerte de excedencia que le permite alejarse de la disciplina del Cuerpo. “Nunca voy a dejar de ser guardia civil y cuando acabe la política volveré a mi coche patrulla, espero que con todo mejorado. Durante 18 años he luchado por mejorar las condiciones de mis compañeros y por eso me han abierto 18 expedientes disciplinarios, todos por hacer uso de la libertad de expresión. Tengo un expediente inmaculado y mis sanciones certifican mi lucha y mi trabajo”.

Cuenta que aceptó la oferta para ‘fichar’ por Podemos porque “son gente honrada, decente, que respetan los derechos humanos, que lo primero que hacen es desprenderse del coche oficial, de viajar en primera, que donan parte de su sueldo… Son pequeños gestos que dignifican la política, que es lo que hace falta. Yo vengo de la institución más valorada de este país, que es la Guardia Civil, a la peor valorada, que son los partidos políticos. Hay que empezar a dignificar la política y ese perfil lo tiene Podemos, que es el único partido que puede generar el verdadero cambio que necesita la sociedad”.

Delgado, el político, adelanta que articulará sus mítines sobre sus dos pasiones: la Guardia Civil y Cádiz, su gente. “Somos la provincia con más paro de Andalucía, de España y posiblemente de Europa, 16 puntos por encima de la media nacional. Aquí todos los planes de empleo han acabado en casos de corrupción. De los 10 municipios con más paro de España, seis están en la provincia de Cádiz, algunos superan en desempleo a la franja de Gaza. Hay una situación de emergencia social”.

Para sus colegas del Cuerpo pide que no se aplique el código penal militar y que se permitan los sindicatos, “una garantía para cualquier trabajador de este país”. Reconoce que su salto a Podemos no ha gustado a los guardias civiles de los despachos, “los que nos han convertido en la cenicienta de todos los cuerpos de Policía, los de los pechos llenos de medallas que nunca se han subido en un coche patrulla“, pero no ha encontrado pegas en los de “a pie de playa, a pie de carretera, los que pasan frío y calor”

El pasado 14 de noviembre hubo una manifestación de guardias civiles en el centro de Madrid. Una “marea de tricornios” para exigir la equiparación de sus condiciones laborales con las de la Policía. Aquello acabó con gritos de ‘sí se puede’. “No hubo nadie que me dijera ‘ya te vale'”, celebra Delgado.

La marcha se produjo un día después de los atentados de París. Juan Antonio Delgado presume ahora de la “desgraciada experiencia de la Guardia Civil en la lucha contra ETA” para abogar por una mayor coordinación de los cuerpos de Policía en la lucha contra el terrorismo yihadista. “Hay que aunar esfuerzos de todas las unidades de inteligencia europeas, unificar los equipos de investigación”, receta.

¿Sería usted un buen ministro de Interior?
Lo intentaría. Yo tengo las ideas muy claras después de tantos años. He estado 23 años a pie de calle, nunca en despachos, de cara con la realidad social de este país. En Barcelona, en Cádiz, con casos de droga, mafias organizadas, el fenómeno de la inmigración… Eso te da una veteranía que está bien adaptarla a la realidad porque hay muchísimo trabajo pendiente. ¿Ser ministro? No me lo planteo, ni lo he pensado. Yo vengo para aportar todo lo que sé como guardia civil. Tengo la ilusión de salir elegido y ponerme a trabajar por Cádiz y por los guardias civiles, mis dos pasiones. Voy a ser una mosca cojonera, voy a ser un pesado para que Pablo Iglesias no se olvide nunca de los trabajadores de la Guardia Civil y de los vecinos de Cádiz. Voy a tirar para casa.
¿Quién ha sido el peor ministro de Interior?
Rubalcaba. El peor, Rubalcaba… Porque el de ahora no es ni ministro. Al de ahora se le va a recordar por hacer un cuartel de la Guardia Civil en su pueblo, por poner medallas a las vírgenes, por ir muchas veces al Vaticano a ver al Papa y porque sacó una nota de prensa antes de una operación contra el terrorismo. El de ahora no es ni el peor.

La incorporación de Juan Antonio Delgado a Podemos coincide con la de quien fuera Jefe del Estado Mayor de la Defensa, Julio Rodríguez, dos militares de izquierdas camino del Congreso. Todo por la patria. “Quizás somos más mediáticos porque en 30 años de este país no se conocía nada igual. Pero es que no somos de otro lado, esto demuestra la madurez democrática de este país. Somos el símbolo del verdadero cambio, la prueba de que aquí no sobra nadie y que entre todos podemos hacer un país diferente. Hasta ahora había unos que nos habían robado los símbolos y otros que dijeron: pues para ellos. Y esto hay que construirlo entre todos”.

Updated: Diciembre 2, 2015 — 11:09 pm
Un ratito a pie y otro andando © 2016 Frontier Theme